Ntra. Sra. de la Paz | Hermandad de la Paz - Ronda
16020
page-template-default,page,page-id-16020,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-theme-ver-9.1.3,wpb-js-composer js-comp-ver-4.11.2.1,vc_responsive
 

Ntra. Sra. de la Paz

Iconografía

 

Nuestra Señora de la Paz es una Virgen gloriosa que ostenta el título de ser la Patrona y Alcaldesa de honor a perpetuidad de la ciudad de Ronda. Es una imagen de vestir, representada con corona de reina, sujetando en su mano derecha cetro de mando y en la izquierda al Niño Jesús Príncipe de la Paz. Alrededor de la imagen se representa unas radiantes ráfagas y a los pies de la misma luce una media luna. La Stma. Virgen de la Paz es representada con apariencia augusta y señorial, gesto acogedor, leve sonrisa, actitud serena, y mirando al pueblo con su dignidad de Reina.

 

En la actualidad es venerada únicamente en su advocación de PAZ, si bien a lo largo de la historia ha sido representada y venerada como virgen gloriosa y dolorosa, y bajo diferentes advocaciones, si bien siempre ha conservado su titulo de Paz.

 

Historia y Antigüedad

 

Según los documentos que constan en el archivo de nuestra Hermandad, la imagen de Ntra. Sra. de la Paz es inmemorial, ya que no existen datos concretos que aclaren su antigüedad. No obstante, y en virtud de los datos históricos recopilados y según el testimonio del Beato Fray Diego José de Cádiz, queda notoriamente demostrado que, al menos, en tiempos de la reconquista de la ciudad de Ronda por los Reyes Católicos (año 1485), la imagen de Ntra. Sra. de la Paz era ya venerada en la antigua Iglesia de San Juan Evangelista o de Letrán. Igualmente, estudios de imaginería han revelado que por las características y singularidades que presenta la imagen, su antigüedad puede remontarse al siglo XV. Además, la Bula Papal que concede la Coronación Canónica de Ntra. Sra. de la Paz recoge que cabe la posibilidad de que en Ronda se venga venerando a la Santísima Virgen María con la advocación de PAZ desde el S. XII.

 

Tal y como se desarrolla en el apartado de Santuario de esta web, la imagen de Ntra. Sra. de la Paz fue venerada primitivamente en la ya inexistente Iglesia de San Juan Evangelista o de Letrán. Tras la demolición de ésta se construyó la Iglesia de la Vera Cruz y Sangre de Cristo y de San Juan de Letrán, a la cual fue trasladada. El extraordinario auge de la devoción de la Virgen de la Paz durante el siglo XVII hizo que esta Iglesia quedase pequeña, motivo por el cual se decidió derrumbarla casi en su totalidad para construir otra de mayor dimensión en la misma ubicación. Esta nueva Iglesia paso a denominarse Santuario de Ntra. Sra. de la Paz (Iglesia de San Juan de Letrán), que es la misma en la que actualmente se venera a nuestra titular.

 

Por otro lado, tal y como ya se ha comentado, la Stma. Virgen de la Paz ha tenido diferentes advocaciones a lo largo de su historia debido a la diversidad de hermandades que le rendían culto y que estaban incardinadas al Santuario. No obstante, siempre mantuvo la actual advocación de Paz. Las advocaciones que le dieron las distintas hermandades que tuvo la Virgen de la Paz fueron las siguientes:

 

  • La Hdad. de la Paz, en sus orígenes como hermandad de penitencia, la veneraba bajo la advocación de Virgen Santa de Dolores y Virgen de la Paz. Hoy día, como hermandad de gloria que es, la venera únicamente como Virgen de la Paz.
  • La Hdad. del Stmo. Rosario de Ntra. Sra. de la Paz y Ntra. Sra. de la Aurora, la veneraba y sigue venerando en la actualidad como Virgen de la Paz y Virgen de la Aurora.
  • La Hdad. de la Santa Escuela de Cristo (hoy Hdad. del Cristo de la Sangre) y la Hdad. de la Vera Cruz, íntimamente ligada a la anterior, la veneraban como Virgen Madre y Maestra de la Iglesia.
  • Por último, la Congregación de los Sacratísimos Corazones de Jesús y María, la veneraba como Pura Concepción.

 

Pese a que cada una de éstas hermandades le rendía culto bajo las advocaciones que más se ajustaban a su propia idiosincrasia, todas las hermandades la reconocían bajo el título de Virgen de la Paz. De todo esto se deduce que, a lo largo de su historia, la Virgen de la Paz ha sido venerada como Virgen gloriosa y dolorosa, saliendo en procesión de Semana Santa junto con imágenes como la del Cristo de la Sangre o la de Ntro. Sr. Ecce Homo. La última vez que Ntra. Sra. de la Paz saldría en procesión de Semana Santa sería en el año 1946.

 

Debido a la dilatada historia y devoción de Ntra. Sra. de la Paz, el día 28 de abril de 1944 el Papa Pío XII otorga Bula Papal en la que la nombra Patrona de la Ciudad de Ronda. Más tarde, y gracias a la gran labor llevada a cabo por la Junta de Gobierno de nuestra Hermandad, el día 15 de mayo de 1947, en el paseo central de la Alameda del Tajo, la Stma. Virgen de la Paz es Coronada Canónicamente por el Arzobispo de Granada, Monseñor Balbino Santos y Olivera, que había sido Obispo de Málaga entre 1935 y 1946, acompañado por el Obispo de Córdoba, el Obispo de Tarazona, el general Varela, que ostentaba la representación del Generalísimo Francisco Franco, el General Sáez de Buruaga, y el Almirante Bastarreche como testigos de tal acontecimiento. En adelante, la Virgen de la Paz pasaría a ser venerada únicamente como Virgen gloriosa, de cuyos culto se viene encargando la Hermandad de la Paz. Más tarde, en el año 1953, el Excmo. Ayto. de Ronda se honró en nombrar a la Virgen de la Paz Alcaldesa de honor a perpetuidad de la ciudad de Ronda, y en el 2003 le concedió las llaves de oro de la ciudad.

 

Los cultos en honor de Ntra. Sra. de la Paz son desempeñados por nuestra Hermandad de la Paz, la cual se encarga, fundamentalmente, de la celebración de la Novena y besamanos en enero y del triduo y procesión del mes de mayo. No obstante, la Hermandad del Stmo. Rosario de Ntra. Sra. de la Paz y Ntra. Sra. de la Aurora también venera a la Stma. Virgen de la Paz a través de los cantos de alabanza en las madrugadas de los últimos domingo de cada mes y posterior rezo del Santo Rosario. Cabe recordar que fue ésta Hdad. del Stmo. Rosario la que histórica y originariamente se ocupó de la novena y del besamanos. El transcurrir de la historia ha hecho que hoy día sea nuestra Hermandad la que se ocupe de dichos cultos.

 

Prodigios y milagros

 

Son numerosos los milagros constatados de Ntra. Sra. de la Paz, tanto en siglos pasados como en tiempos actuales. No obstante, a continuación haremos mención de algunos de los más importantes a lo largo de la historia, los cuales fueron relatados por el Beato Fray Diego José de Cádiz en su libro “Devota Novena en honor y obsequio de Ntra. Sra. de la Paz”.

 

  • Resurrección de Alonso del Campo. 13 de Julio de 1697.
  • Multiplicación del dinero para las obras del Santuario.
  • Salvamento del marino rondeño Gerónimo de la Vega. 1727.
  • Mujer enferma pide que los Auroreros del Stmo. Rosario de Ntra. Sra. de la Paz canten una salve en su puerta rogando por su salud, motivo por el cual la mujer sanó.
  • Dos ciegos recobran completamente la vista.
  • Aparición del Arco Iris en la muerte de Bartolomé Gago y José Ahumada, quienes fueron hermanos mayores de la Hdad. de la Aurora.
  • Aurorero al que la Virgen le avisa que se va a caer su casa, y justo al salir de ella se derrumba.
  • Debido a la falta de lluvia, llueve con cielo despejado en su salida del Jueves Santo, en donde la imagen no se mojó a pesar de haber estado mucho rato bajo el agua y sin protección alguna.
  • En su rostro no se posa ni una mota de polvo.
  • Prodigio acaecido en la ropa interior: sudó la camisa en 1787 y 1788.