Historia | Hermandad de la Paz - Ronda
16027
page-template-default,page,page-id-16027,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-theme-ver-9.1.3,wpb-js-composer js-comp-ver-4.11.2.1,vc_responsive
 

Historia

Se desconoce la fecha de constitución de la Muy Antigua, Pontificia, Real, Venerable, Ilustre y Franciscana Hermandad de Ntra. Sra. de la Paz, Patrona y Alcaldesa de Honor a Perpetuidad de la Ciudad de Ronda. A pesar de ello, son varios los documentos históricos que demuestran la importante antigüedad de nuestra Hermandad.

A partir de los datos recopilados podemos afirmar la existencia de la imagen de Ntra. Sra. de la Paz en tiempos de la reconquista de Ronda (año 1485), si bien es posible que la constitución de nuestra Hermandad sea posterior a la creación de la imagen. En cualquier caso, sí existe referencias de que, al menos, desde el S. XVI y durante todo el S. XVII era una Hermandad muy floreciente de la que formaban parte, junto al pueblo sencillo, las personas más relevantes de la ciudad.

Existe importante documentación sobre nuestra Hermandad y sobre la Stma. Virgen de la Paz concerniente a los siglos XVII y XVIII gracias a los relatos contados por el Beato Fray Diego José de Cádiz en su libro “Devota Novena en honor y obsequio de Ntra. Sra. de la Paz” (1791). Un aspecto importante para conocer los orígenes de nuestra Hermandad es la mención que hace el Beato de las Hermandades que se encargaban de rendir culto a la Stma. Virgen de la Paz. De entre las hermandades mencionadas tienen especial relevancia para entender el devenir histórico de nuestra hermandad las dos siguientes:

Por un lado encontramos la Hermandad del Santísimo Rosario de Ntra. Sra. de la Paz, conocida popularmente como “La Aurora”, cuyo origen puede remontare a los siglo XV o XVI. Dicha Hermandad, al igual que en la actualidad, tenía un carácter glorioso y su finalidad era la de rendir culto a la Santísima Virgen de la Paz a través de sus Cantos de Alabanza en las madrugadas de domingos y festivos para llamar a los fieles al rezo del Santo Rosario. Además se encargaba de la celebración de la Devota Novena en honor de Ntra. Sra. de la Paz en conmemoración a su festividad del día 24 de enero. Esta Hermandad veneraba a Ntra. Sra. de la Paz bajo las advocaciones de Virgen de la Paz y Virgen de la Aurora.

Por otro lado encontramos nuestra Hermandad de la Paz, la cual tenía un carácter penitencial y cuya finalidad era la de rendir culto a la Santísima Virgen de la Paz a través de la celebración de un Triduo en Cuaresma y la salida procesional en la tarde del Jueves Santo para realizar Estación de Penitencia. Veneraba a Ntra. Sra. de la Paz bajo las advocaciones de Virgen de la Paz y Virgen Santa de Dolores.

Otras de las hermandades incardinadas en la Iglesia de San Juan de Letrán que tuvieron cierta vinculación con la imagen de Ntra. Sra. de la Paz fueron la Congregación de la Santa Escuela de Cristo (hoy Hdad. del Silencio), la Hdad. de la Santa Vera Cruz, Sangre y Llagas de Ntro. Sr. Jesucristo (hoy Hdad. de Paz y Caridad y de la Vera-Cruz), la Hdad. del Ecce-Homo, la Hdad. de San Juan de Letrán, la Hdad. de mi Señor San José, o la Congregación de los Sacratísimos Corazones de Jesús y María.

Así pues, y pese a la multitud de Hermandades que veneraban o que tenían vinculación con la Santísima Virgen de la Paz, los documentos históricos arrojan que, al menos a partir del S. XVI, fueron dos las hermandades que de manera más directa y continuada se encargaron de los cultos a Ntra. Sra. de la Paz, una hermandad de gloria y otra de penitencia. La hermandad de gloria era la Hdad. del Stmo. Rosario de Ntra. Sra. de la Paz (La Aurora), y la de penitencia era la Hdad. de la Paz, la cual se dedicaba únicamente a procesionarla la tarde del Jueves Santo y a la celebración de un Triduo en Cuaresma, siendo la Hdad. de la Aurora la que se encargaba del Canto de la Aurora y de la Devota Novena en el mes de enero.

Datos de existencia de la Hermandad del Stmo. Rosario de Ntra. Sra. de la Paz (La Aurora) tenemos hasta principio del S. XIX, deduciéndose que fue la Invasión Francesa la causa de su desaparición. Ante esta situación, es la Hdad. de la Paz la que pasará a hacerse cargo de la celebración de la Novena de enero.

Desde finales del siglo XIX y durante la primera mitad del siglo XX nuestra Hermandad, como Hermandad penitencial que era, se seguía encargando de los cultos cuaresmales así como de la salida procesional de Ntra. Sra. de la Paz en Semana Santa junto con imágenes como la del Santísimo Cristo de la Sangre o de Nuestro Señor Ecce-Homo.

Además, durante este mismo periodo, a la vez que nuestra Hermandad procesionaba a la Stma. Virgen de la Paz en la tarde del Jueves Santo, también cedía la imagen a la Hermandad de la Soledad para que ésta la procesionara como Virgen de la Soledad en la tarde del Viernes Santo. La última vez que Nuestra Señora de la Paz salió en procesión de Semana Santa fue en el año 1946.

Debido a la dilatada historia y devoción de Ntra. Sra. de la Paz, el día 28 de abril de 1944 el Papa Pío XII concede Bula Papal en la que la nombra Patrona de la Ciudad de Ronda. Más tarde, y gracias a la gran labor llevada a cabo por la Junta de Gobierno de nuestra Hermandad, el día 15 de mayo de 1947, en el paseo central de la Alameda del Tajo, la Stma. Virgen de la Paz es Coronada Canónicamente por el Arzobispo de Granada, Monseñor Balbino Santos y Olivera, que había sido Obispo de Málaga entre 1935 y 1946, acompañado por el Obispo de Córdoba, el Obispo de Tarazona, el General Varela, que ostentaba la representación del Generalísimo Francisco Franco, el General Sáez de Buruaga, y el Almirante Bastarreche como testigos de tal acontecimiento.

En adelante y hasta la actualidad la Hermandad de la Paz, que hasta entonces era una Hermandad penitencial, pasará a tener un carácter únicamente glorioso cuyos cultos serán, fundamentalmente, la celebración de la Devota Novena y Besamanos a la Stma. Virgen de la Paz por su festividad el día 24 de enero, así como el Triduo y Salida Procesional el segundo domingo de mayo en conmemoración al aniversario de la Solemne Coronación Canónica.

El 10 de mayo de 1953, el Excelentísimo Ayuntamiento de Ronda se honró en nombrar a Nuestra Señora de la Paz Alcaldesa de Honor a Perpetuidad de la Ciudad de Ronda.

En el año 1978 se reorganizó la desaparecida Hermandad del Santísimo Rosario de Ntra. Sra. de la Paz y Ntra. Sra. de la Aurora, con la cual nuestra Hermandad tiene establecido un lazo de Confraternidad, no ya solo por el vínculo histórico que las une sino además porque ambas Hermandades veneran y tienen como titular a la Santísima Virgen de la Paz, si bien cada Hermandad se encarga de cultos distintos. Igualmente existe un hermanamiento con la Hermandad de la Soledad con motivo de la relación histórica existente entre ambas hermandades.

Uno de los últimos acontecimientos históricos importantes en nuestra Hermandad se produjo el 11 de mayo de 2003, cuando el Alcalde de Ronda, D. Juan Benítez Melgar, otorgó las llaves de la ciudad de Ronda a la Santísima Virgen de la Paz.